La Rosa de los Vientos
(En revisión)


El viejo caminó encorvado sobre el pasto aproximándose a la enorme jaula. Era noche cerrada, pero veía perfectamente el bosque de sabinas que crecía a su alrededor. Algunas eran pequeñas y otras inmensas, todas habían crecido al son del viento y sus ramas se extendían huyendo de la costa, formando esculturas en recuerdo de la época milenaria en que éste soplaba con fuerza. Había matojos, hierbajos y rocas peladas, además de innumerables flores de todos los colores. Allá a lo lejos, remontando la montaña, los árboles crecían más fuertes, y un espeso bosque de castaños y ciruelos se extendía hacia la cima. A su espalda se erguía el enorme palacio, luciendo blanco y radiante el mármol bajo las estrellas. Era hermoso, con altas pagodas de las que se alzaban esbeltos torreones con peculiares caperuzas. Aún brotaba humo de las chimeneas, y el sonido de las arpas continuaba, acompañado de un canto femenino y solemne, cual réquiem improvisado.

Avanzó entre las rocas sobre el pasto, aplastando intencionadamente con sus pezuñas cuantas florecillas pudo a su paso. Estaba consumido por el rencor, un viejo olvidado, desterrado, que sólo vivía con un propósito. Vestía una extraña gabardina negra de cuello alto, que le cubría media cara. Lo que se dejaba ver era una mueca de maldad incontenida. Usaba pintalabios, lápiz y sombra de ojos negros, era calvo y su clara tez estaba apagada, mostrando un rostro demacrado. Por pies tenía unas pezuñas similares a las de un lagarto, y caminaba colocando cuatro enormes dedos verdosos, de garras afiladas, en el suelo. Sorteó algunas sabinas, pateando un buen puñado de tréboles, hasta llegar ante la inmensa jaula. Ésta estaba ahí en medio, como olvidada, a pesar de contener tanto en su interior. Dorados barrotes verticales se unían para formar un cubo perfecto que debía alcanzar unas seis veces su altura. Dentro parecía estar vacía.

Al llegar ante ella, sacó de sus ropajes un objeto. Era una caracola preciosa, hecha por completo de piedra, y estaba manchada de sangre. Entonces, muy despacio, abrió la jaula, pues no había candado o cerradura alguna. Y en ese momento, un gran puñado de mariposas del tamaño de varios palmos y alas negras salieron de sus escondrijos, volando lejos, alertadas. En cuanto la puerta se abrió lo más mínimo, una bocanada de aire gélido surgió de su interior, como si hubiera estado allí retenida durante milenios, ansiando soplar de nuevo. Fue tan fuerte que la puerta se abrió de golpe, derribando al viejo. Éste cayó y la caracola rodó unos pasos, pero, tan rápido como pudo, se arrastró hacia ella. La cogió decidido, y aún desde el suelo se la llevó a los labios y sopló con fuerza para hacerla sonar. El rugido que surgió de aquella caracola de piedra fue descomunal, un sonoro despertar que lo paralizó todo. El sonido debió llegar muy lejos, y en el instante en que cesó, toda la cólera del viento lo hizo también, regresando la calma al bosque de sabinas retorcidas. Ahora todo alrededor estaba cubierto de escarcha y nieve que antes no estaba, en un silencio imposible tras aquella furiosa ventisca.

El viejo, aún desde el suelo, sonrió torciendo sus negros labios.


Prólogo a La Rosa de los Vientos
(Provisional)


Sinopsis

La Rosa de los Vientos no es sólo el nombre de un galeón que surca el océano con el libre rumbo del viento: es una doble historia que es la misma, las dos caras de una misma moneda. La lucha por la libertad será el elemento saliente en un cuento que busca llevar al lector por mares ignotos, a riesgo de verse en el Fin del Mundo. Pero además será una historia de rencor y exilio, un viaje de búsqueda y ansia de venganza. La mitología y el viento serán el nexo de unión, quienes a su antojo entrelacen ambas historias en una sola.


Lista de Capítulos

Prólogo. La Caracola

1. Issora
2. Saphiroth
3. La veleta
4. El Árbol Sagrado
5. El Dos de Espadas
6. El Visir Ah'Lamula
7. Addán
8. La última noche
9. La Segunda Fuga de Ithrilo
10. La Máscara y el Libro
11. Ealla
12. La Isla Rocosa
13. La gran ola
14. La Horologia
15. El Tritón
16. La Princesa de las Estrellas
17. El tauglit
18. La Rosa de los Vientos
19. El Paraíso de Aderán

Epílogo: La Dama de Hierro

Ficha técnica

Titulo:
La Rosa de los Vientos
Portada
En preparación
Año de escritura: 2013-2015
Año de edición: 2016-2017
Número de páginas:
Número de palabras: 88.300 aprox.
Formatos: en preparación

Lugar donde transcurre:
Mares de Munesia
La Tierra de Anne
Momento cronológico:
Año 1596 c.O.


Este cuento se encuentra en revisión literaria por parte de Scribere Servicios Editoriales. Superada esa fase va a ser enviado para publicación editorial. A medida que vaya sabiendo de él, os voy contando en mi blog.
Extras

Mares de Munesia

Y próximamente
Plano de la ciudad de Qerzol
Plano de Torres Sillian (evolución histórica)
Plano de Mawol con la situación de las Horologias








Social Media

Relatos paralelos